Niños y la Salud Bucal: cuidados en las primeras etapas

Puede no parecerlo, pero el cuidado temprano dental puede evitar inconvenientes futuros en la salud bucal de los más pequeños de la casa. Por eso, en este post de blog vamos a hablar de Niños y la Salud Bucal: cuidados en las primeras etapas.

Aunque los primeros dientes, también conocidos como los dientes de leche son sustituidos con el tiempo por los dientes permanentes, son importantes en las primeras etapas para funciones básicas como el habla, la respiración o la estética.  También hay que destacar que los dientes de leche sirven de guía para la correcta erupción de los dientes que acompañaran a nuestro niño hasta la vida adulta.

Crear hábitos de buena salud bucal

Para conseguir una buena salud bucodental durante la infancia y prevenir la aparición de caries, es esencial que el niño siga una apropiada higiene bucodental desde su nacimiento.

Es muy importante crear el hábito temprano que acompañe al bebé durante su desarrollo, pero también es importante nuestras acciones durante su crecimiento.

Aquí te dejamos unos consejos que puedes aplicar en las primeras 2 etapas para ayudar a tu hijo a tener una buena salud bucodental 

• ETAPA 1: Recién nacido (De cero a 12 meses)

El famoso Dedo Cepillo: esta técnica es muy sencilla y la más recomendada para la limpieza y el buen cuidado de la boca de nuestro bebé.

Con un trozo de gasa hervida, envuelve tu dedo índice y pásala por la encía del bebé, lengua y paladar luego de alimentarlo. Esto te ayudará a limpiar de su boca los restos de su dieta. ¡No olvides que la gasa debe estar fría!

• ETAPA 2: Niños pequeños (de 13 a 36 meses)

Comenzaron a salir los dientes de leche, así que tienes que hacer del cepillado, una actividad alejada de lo aburrido. La palabra clave es la diversión. Dedica dos minutos a supervisar al niño mientras se cepilla los dientes. Es importante que le enseñes en esta etapa a centrarse en los dientes que más usa, es decir lo que intervienen en la masticación, suelen ser los primeros que muestran señales de caries.

Copia este par de ideas:

  • Cepillo de dientes divertido. Deja que tu niño elija en la tienda el cepillo de dientes que más le gusta.
  • Cepíllate con él. ¡El ejemplo es la clave en todo!

Sabemos que un hábito es difícil de adquirir hasta para el adulto, pero la repetición es la clave para que esta rutina forme parte de su normalidad. Una vez asumido como parte de su día ¡el trabajo está hecho!

Los dientes son la única parte de nuestro cuerpo que no se regeneran solos y su cuidado pasan a ser uno de los más importante en nuestra vida.

No olvides complementar todos los consejos y actividades que puedes hacer en casa con la visita al odontopediatra para un seguimiento y cuidado mayor. Toda actividad durante el desarrollo de los dientes de un niño es importante. En Gabinete Dental Carrizal somos expertos en cuidar la sonrisa que más quieres. ¡Consúltanos!

Navegación de entradas

Did you like this? Share it!

Leave Comment

Pide cita
close slider

    ¡TE LLAMAMOS GRATIS!

    Rellena el siguiente formulario y nosotros contactaremos contigo. Resolveremos tus dudas.